Las 12 reglas no escritas del diseño gráfico

En los libros o en tus estudios de diseño, podrás conocer una serie de principios fundamentales o normas para llevar a cabo un buen diseño. Pero al igual que en otras cosas en la vida, hay una serie de reglas no escritas que suponen la diferencia entre un diseñador amateur y uno profesional. En creativebloq han recopilado 12 de estas normas gracias a 12 de los diseñadores más importantes. Así que atento porque estos consejos valen oro!

01- Averigua que es lo quiere realmente tu cliente.

Imagen de CreativeBloq

Imagen de CreativeBloq

El brief no es el final de la discusión sobre el diseño, es el punto de partida. Tienes que adentrarte en el y entender y marcar las ideas básicas. Para profundizar en esta idea puedes leer “5 cosas del diseño que los clientes realmente quieren” (en inglés).

02- El cliente siempre tiene la razón. 

El consejo del diseñador Adam Morris es: “deja tu ego en la puerta”. Trabajas para tu cliente y nadie como el sabe sobre su negocio y su público.

03- Acordar los resultados al principio.

Para Ben Woolf, aunque el cliente siempre tenga la razón, debe de pagarte por el trabajo que haces, y es peligroso dejar las expectativas a tus clientes muy abiertas.

04- Usa lápiz y papel. 

Imagen de CreativeBloq

Imagen de CreativeBloq

Por mucha tecnología que tengamos, no hay nada más rápido e intuitivo que coger un lápiz y ponerse a dibujar. Según el diseñador Michael Ibrahim Heins, el papel y lápiz hace que tus pensamientos se plasmen inmediatamente y evita distracciones y preocupaciones sobre qué tipo de letra elegir o el tamaño de algún elemento. Para Ed Bolton, “los ordenadores limitan su visión a lo que ya se ha creado, no las posibilidades de lo que se puede crear”.

05- Descansa.

Parece de sentido común, pero muchas veces se nos olvida. Para Rob Sterry, “tomar un descanso en el diseño y volver con nuevos ojos es como ver el diseño de nuevo por primera vez”.

06- No pasa nada por empezar de nuevo.

¿Cuántas veces te has peleado con un diseño con la esperanza de poder hacerlo bien? A veces es mejor, y más rápido, borrar la pizarra y empezar de nuevo. Martin Wells nos aconseja: “si no puedes hacer una idea de trabajo, sigue adelante”.

07- Prueba tus diseños en múltiples plataformas.

Imagen de CreativeBloq

Imagen de CreativeBloq

Igual que los diseñadores web prueban sus páginas en varios dispositivos, cualquier elemento del diseño gráfico debe ser probado también. Como bien sabes, si por ejemplo un logotipo no funciona en blanco y negro o en un tamaño de dos centímetros, el diseño no funciona. Así que como dice Adrien Raphoz, tienes que mirar tus diseños en papel, web y móvil.

08- Hay que saber parar.

Para Rob O’Neill, un problema perenne en todas las agencias de diseño es no saber cuándo se termina un trabajo. “En el momento en el que piensas que el diseño necesita algo extra, es el momento dejarlo”. De hecho, para Scott Walker, la última etapa del diseño debe ser la de “limpiarlo”, eliminando elementos innecesarios para obtener un diseño más limpio y refinado.

09- Trabaja en etapas.

La buena organización es una de las bases del diseño. El diseñador Joe Whitaker nos aconseja trabajar en etapas para mantener una organización, así puedes hacer más fácilmente un seguimiento del progreso de un trabajo y tendrás una mejor idea en el futuro sobre cuánto tiempo te puede llevar hacer una tarea especifica.

10- Acepta las críticas.

Photo courtesy of Tim Parkinson: https://www.flickr.com/photos/timparkinson

Imagen de Tim Parkinson: https://www.flickr.com/photos/timparkinson

Cuando tus clientes te digan que tu trabajo no es lo que querían no te lo tomes a mal. Para Ed Bolton, “aprender a aceptar las críticas es la parte más difícil del trabajo, sobre todo cuando estás orgulloso de tu trabajo. Pero sin crítica, no hay mejora posible.”

11- Lee el brief.

Esto te parecerá muy obvio y básico, pero lee el brief siempre! Léelo, reléelo y resalta los puntos claves.

12- Cobra por adelantado. 

El consejo final nos lo trae Joe Morris: “cobra dinero en efectivo y por adelantado”. Claro y directo. Cobrar un porcentaje inicial, sobre todo en los trabajos más importantes, nos dará muestra del nivel de compromiso que tiene un cliente.

Imagen de Andrew Magill: https://www.flickr.com/photos/amagill/

Imagen de Andrew Magill: https://www.flickr.com/photos/amagill/

 

Fuente: CreativeBloq.com

Leave a reply